UNIÓN MAGDALENA SIGUE CON SU PÉSIMO FÚTBOL

El estratega Harold Rivera puso en el terreno de juego una alineación ofensiva para aprovechar que el Fortaleza puso a sus juveniles para enfrentar este juego. Con Erwin Carrillo recuperado y con la continuidad bien ganada por Davier Vega la escuadra bananera después de mucho tiempo jugó con 2 atacantes definidos. Pero esto no fue suficiente para crear volumen de juego puesto que al carecer de alguien que manejara los hilos, alguien con ideas en el medio campo, el ataque de los magdalenenses se basó en jugar por los costados y lanzar centros, lo cuales eran fácilmente  controlados por la defensa atezada. Fue así hasta que un fuerte zapatazo de tiro libre del veterano, pero siempre peligroso, Luis Aníbal Mosquera venció la valla de la escuadra local. Gol de larga distancia que rompía una sequía de gol en condición de visitante de 289 minutos. Había sido el mismo Luis Aníbal Mosquera el último en anotar en terreno foráneo y fue el 14 de octubre del 2017  de tiro penal, en el 1-3 frente al Valledupar en la penúltima fecha del torneo 2017.

Cota 2

Foto: Código Fútbol

El juego inició con mas de 10 minutos de retraso por no tener lista la ambulancia que exige la norma y luego de jugados 4 minutos nuevamente se suspende por problemas presentados con el mismo vehículo. Al reanudarse el juego, el ímpetu bananero logró imponer un poco sus condiciones y así abrir el marcador, pero a partir de ahí fue del Fortaleza el dominio del terreno y del esférico. Al igual que en los juegos previos el Unión Magdalena adoleció de imprecisión y cero generación de juego en el medio, un Johnier Viveros muy lejos de su nivel conocido y un intermitente Mosquera a pesar del gol. Ante esta falta de fútbol en la mitad de la cancha, Erwin Carrillo  se veía obligado a retrasarse lo cual  generó un desgaste y un marcado declive en la capacidad ofensiva azulgrana quien dejaba en solitario al delantero samario Daiver Vega.

Jugando muy mal y sin crear opciones de gol, llegaba el  final del primer tiempo y en una jugada en la que es derribado Viveros en el área de las dieciocho, el juez decreta tiro penal, que es cobrado por el volante cartagenero Juan Carlos Pereira y así anota el segundo tanto. Así acaba el primer tiempo, con poco fútbol en la cancha pero con los 3 puntos en el bolsillo parcialmente.

Cota 3

Foto: Primos del Ciclón

Para la parte complementaria Rivera manda a los mismos once inicialistas a sostener y tratar de ampliar la ventaja, sabe que los goles dan confianza y siempre es mejor corregir ganando que en el sótano de la tabla. El equipo comienza con entusiasmo con varias aproximaciones al arco de Andrés Hernández y  poco a poco el equipo local va tomando el manejo del partido hasta que de un cabezazo de Carlos Rueda, recién ingresado vulnera la valla de Cesar Giraldo y pone presión sobre el azulgrana. A partir del descuento atezado  el Unión se repliega y es dominado por los del Fortaleza quienes atacan agresivamente y causan angustia a la zaga unionista. Una y otra vez los ataques del local y el ganar todos los rebotes hacen mella en el físico y actitud bananera. En el minuto 80 es expulsado el defensa debutante Julio Murillo y casi inmediatamente el Fortaleza alcanza a través de  José Mondragón el empate, 2-2 y el equipo se fundió. El final del juego fue un sufrimiento total, el Unión Magdalena no vio una sola pelota, Miranda de muy pobre nivel fue el único que tuvo una oportunidad ante el arquero pero desperdicia de manera sorprendente. De resto fue el equipo de Fortaleza quien atacaba y en tres ocasiones casi logra el gol del triunfo.

Es increíble como un 0-2 que nos dejaba en la parte alta de la tabla es dilapidado por el pésimo nivel de los jugadores del Unión Magdalena, el nulo juego colectivo y parece ser que los entrenamientos no son lo suficientemente efectivos para lograr un nivel de juego decente. La verdad sea dicha, este equipo no va a llegar a ninguna parte, hemos sido pacientes, pero ya esta es la sexta fecha, estamos a casi mitad del primer semestre y no se ve salida a este laberinto de mal juego, ineficacia colectiva y lamentable actitud de los jugadores.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: